Regresar a la página principal      Escríbanos, sus sugerencias serán atendidas.      Lea y/o firme nuestro Libro de Visitas
 PAISAJE CULTURAL CAFETERO

Paisaje Cultural CafeteroPor Néstor Jaime Ocampo Giraldo

Hoy hablamos del "Paisaje Cultural Cafetero" y ya algunas personas entienden que se trata de la inclusión de nuestros "paisajes" en el llamado Patrimonio Cultural de la Humanidad por decisión reciente de la 35ª sesión del Comité de Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Tecnología (UNESCO) realizada en París entre el 19 y el 29 de junio del año en curso. Digo "algunas personas" porque la mayoría de la gente ni se entera, ni entiende, de lo que eso significa.

Hace apenas diez años, sólo ocasionalmente, nos referíamos a la "belleza" de nuestros paisajes y empezamos a descubrir sus singularidades en los libros de fotografías aéreas de la región y en los comentarios de los visitantes que empezaban a llegar copiosamente a la región atraídos por el llamado "nuevo destino turístico" de Colombia. En otras palabras: no nos parecía gran cosa. Es curioso pero así sucede. Descubrimos el valor de lo propio sólo cuando otros vienen y nos lo muestran.

Bienvenida nuestra inclusión en el "patrimonio de la humanidad" pues, aunque apenas se trata de una declaración formal, es una buena oportunidad para hablar sobre lo nuestro, sobre nosotros y nuestro territorio. Además es urgente hacerlo.

Afirmo que hemos sido "incluidos" en el listado de bienes culturales de la humanidad, NOSOTROS, las personas, porque los paisajes culturales no existen sin la gente que los crea y habita. Somos la esencia de ese paisaje cultural. Generaciones consecutivas de grupos humanos que hemos gozado o padecido la historia que ha generado las condiciones actuales de nuestra existencia.

Que se trata de una "declaración formal" porque quienes habitamos la región formamos parte de la humanidad y nuestros logros y yerros en estas tierras son parte del acervo de experiencia y obras de la especie humana en el planeta. Eso no depende de una declaración de la UNESCO.

Y creo que es necesario y urgente que hablemos de nosotros y de lo nuestro porque están sucediendo cosas preocupantes. La multinacional papelera Smurfit Kappa Cartón de Colombia se aprovecha de nosotros, se apropia de nuestro territorio y crea sus "paisajes": "desiertos verdes" de pinos y eucaliptos. La multinacional minera AngloGold Ashanti se aprovecha de nosotros, se apropia de nuestro territorio y crea sus "paisajes": los "desiertos muertos" de la minería a cielo abierto. Los empresarios turísticos se aprovechan de nosotros, se apropian de nuestro territorio y crean los paisajes monótonos, degradantes y despersonalizados del turismo depredador y consumista. ¿Y nosotros?... cada vez más extraños en nuestro propio territorio, más "paisaje" para el consumo… más "recurso" para la "competitividad".

Lo primero que debemos proponernos es convertir esa "declaración" en una oportunidad para llamar la atención de la comunidad internacional, de la humanidad entera, sobre lo que está sucediendo con "su patrimonio" aquí.
 OTRAS NOTAS
Ingeniería del consentimiento
Fiebre de oro en Colombia
20 años de Caminatas
Orden al mérito cívico
Carta abierta AngloGold Ashanti
El Volcán Machín - Desconocido y peligroso
Derrame de ácido sulfúrico
La mentira de los biocombustibles
Carta Abierta
Mirando p'al parque
Las cosas de mi pueblo

Regresar a la página principal      Escríbanos su comentario.      Lea y/o firme el Libro de Visitas
 
CERRO DE PEÑAS BLANCAS