Logo

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Regresar a la página principal      Escríbanos, sus sugerencias serán atendidas.      Lea y/o firme nuestro Libro de Visitas
espacio
LA PULGA EN LA OREJA
 EXTRA. EXTRA. EXTRA.

Contrato de obra 323Para muestra de actuaciones del Señor López Murillo, les presentamos su último contrato: No. 323 de 2011. (https://www.contratos.gov.co/consultas/detalleProceso.do?numConstancia=11-12-758764)

Contratista: Carlos Felipe Torres Carvajal. Valor: Mil cuarenta y siete millones quinientos dos mil pesos (1.047.502 558.oo). Tiempo de ejecución: Siete días. Obra: Intervención y rehabilitación urgente de las vías rurales.

La falacia de este contrato es manifiesta porque en 7 días es imposible realizar trabajos de esa magnitud además, las vías terciarias están en pésimo estado, durante sus cuatro años no hicieron nada.

 EDITORIAL

Desde la reforma municipal, se tiene un equipo co-administrador: Alcalde y Concejo. En términos democráticos sería la verdadera intervención popular en los asuntos locales, por ende, el poder del pueblo radicado en sus administradores, sin embargo, es doloroso decirlo, el Procurador General, tiene razón cuando afirma: "los empleados públicos no parecen administradores con objetivos de hacer más grande su patria sino con la consigna de hacer más gordos sus bolsillos". Más de 170 Alcaldes condenados, Gobernadores destituidos y encarcelados son apenas la parte visible de la administración sin control.

Si observamos los cuerpos colegiados vemos con desprecio el Congreso de la república por escándalos, destituciones, peculados, etc., en menor grado están las Asambleas y Concejos, cuyo modus operandi, es más difícil de detectar puesto que al repartirse, entre concejales, contratos de obras y otros, los problemas se endilgan a los contratistas. En Calarcá, es evidente esta endemia, pero mientras no se haga mucho daño al erario "nos aguantamos". El principal problema de La Pulga, consiste en mostrar a nuestros lectores la peligrosidad de funcionarios corruptos y la pérdida de valores de quienes nombramos por voto popular como nuestros representantes.

Desde ya, estamos invitando a quienes elegimos a Juan Carlos Giraldo y al Concejo Municipal, a vigilar sus actuaciones y pedirles cuentas cuando sea detectada cualquier irregularidad. La ciudad podrá ser ejemplo nacional cuando hagamos funcionar a los funcionarios en favor de la ciudadanía, si los dejamos a su libre albedrío, tendremos descalabros y enriquecimiento ilícito en cualquiera de esos estamentos por lo tanto, la culpa de una buena o mala administración, es nuestra.

 REFLEXIONES

Luis Fernando Ortiz

No nos desesperemos. Los cambios requieren generaciones. Pasar de la vela y lámpara Cóleman, radio de tubos, teléfono de cuerda, willys; al bombillo ahorrador, t.v. plano, celular satelital, transporte supersónico, requirió una generación. No fue momentáneo.


Existen otras actividades que permanecen en el tiempo. No cambian. Otrora perifoneaban: "próximo domingo, gran mano a mano; dos tigres de bengala y cuatro leones africanos contra 20 cristianos. No falte. Asista al coliseo Romano". Hace poco no eran tigres ni leones sino Hitler y, en lugar de cristianos, usaba judíos. Ahora son protagonistas los terroristas y dictadores; el pueblo, como siempre es el paganini.


Existe un paralelo entre adelanto técnico y autodestrucción de la misma especie. La mente humana se ve obligada a defenderse no solo de la naturaleza inclemente, sino de miembros de su propia especie; eso nos hace más recursivos e inteligentes que el resto de los animales.


Mientras existan humanos, habrá violencia y zancadillas. "No penséis que he venido para traer paz a la tierra; no he venido para traer paz, sino espada" (Mateo 10;34). El peligro y la adversidad nos hace más astutos, prevenidos, fuertes, creativos, emprendedores, proactivos, innovadores. Aprovechemos.
"Los combatientes hacen el camino".


Si acaso algún día superamos el terrorismo armado, debemos prepararnos para enfrentar, por ejemplo, el terrorismo cibernético. Siempre habrá un motivo que engrandezca, desarrolle y amplíe nuestra inteligencia. ¿Qué hicimos o dejamos de hacer para que se hubiese engendrado semejante caos? Si el caos es normal, debemos aprender a vivir en el. En eso consiste la verdadera "educación".


No tratemos de cambiar el mundo. El mundo es como es. Si "planeamos" nuestra vida, corremos el riesgo de que se nos cumplan los deseos. Descubramos qué nota nos corresponde ser en la armonía universal e interpretémosla bien.

 BANDEJA PAISA

Juan de J. Herrera González

El Consejo Municipal de Cultura tiene problemas, las personas escogidas para dirigirlo no tienen idea del asunto; aun cuando parezca extraño, la cultura es selectiva, requiere para su funcionamiento gente emparentada con el sector, con actitud, voluntad y conocimiento acordes con las necesidades de la ciudad, máxime cuando se trata de restaurar niveles culturales de dimensiones superiores a las fronteras comarcanas. La dirección y la Casa de Cultura son de extraordinario peso intelectual para entregarlos como simples cuotas políticas.

Calamidad total para quienes reciben infraestructura, la desidia del anterior Alcalde, dejó en lamentable estado las vías terciarias, sin mantenimiento y rudo invierno, colapasaron los carreteables; tenemos dificultades en transporte de personas, alimentos, productos y todo cuanto se requiere en las veredas. La posibilidad de reordenar cuatro años de olvido administrativo es otro reto de envergadura para esa sección.

El Paisaje Cafetero como patrimonio de la humanidad incluye ciudades bonitas, gente amable y cuidado ecológico de nuestro entorno, es decir, respeto por lo nuestro; cultura y tradición en agradable simbiosis con el verdor de nuestros campos. Lograrlo significa educación ciudadana a todos los niveles, administración con sentido turístico e infraestructura acorde con necesidades internas y externas. Esperamos turismo de verdad para lo cual, se precisan campañas formativas en Colegios, Escuelas y Universidades.

Además, utilización al máximo de medios. Es preciso reordenar espacios y crear alternativas; no tenemos parques, la plaza de Bolívar, espacio de preferencia general alberga todo cuanto el pueblo produce y requiere: restaurante barato, escenario de artistas populares, muestrario de bicicletas, reventa de relojes, microtráfico, tinto, robo de metales por recicladores, polución por estiércol de perros, cagajón de caballos carretilleros, plásticos de toda clase, colillas, ruidos permanentes y ante todo, la falta de árboles para paliar esa situación. Tenemos gran atraso para estar acordes con la designación de patrimonio de la humanidad.

La ciudad está descuidada en lo referente a basuras, es decir, es un basural, por no existir recipientes para ese menester, los ciudadanos están obligados a botar desperdicios en las calles. Parecería un adefesio pedirles que las lleven a casa y de allí sacarlos a los recolectores contratados. Es una tarea inmensa educar los ciudadanos en el aseo de su terruño. En el Barrio Guaduales, a pesar de la solicitud de erradicación, antigua por cierto, hay un basurero gigantesco alimentado con escombros y desperdicios de toda clase llevados por carretilleros y gentes que desconocen mínimas normas ecológicas o de higiene.

A pesar de la intervención de una constructora para mejorar la vía a Armenia, es realmente peligroso el paso hacia el puente de La María, el invierno produjo pequeños derrumbes y estos, dejaron árboles a punto de caer sobre la calzada, es decir, sobre automóviles y motos aglomerados por los reductores de velocidad.

Parece que el saliente Alcalde está bien asesorado, espía cualquier declaración o movimiento de Juan Carlos, para contra atacar sus ideas o apreciaciones. Recomendamos el nuevo Administrador local, no prestarse para juego de reporteros, cuando tenga denuncias fundadas, hágalas en las dependencias correspondientes. No se deje asesorar mal, guarde la calma, no se precipite.

No sabemos como pueden funcionar las dependencias municipales sin información anterior, parece que los computadores no funcionan y los pocos en buen estado fueron formateados.

A pesar de todo se debe despachar y, los secretarios, hacen de tripas corazón para atender a los usuarios quienes no tienen la culpa de la nefasta "huida" del exalcalde López Murillo, sin entregar el puesto ni rendir cuentas al nuevo administrador.

 LOS RETOS DE LA NUEVA ADMINISTRACIÓN

Fabio García Acosta

Partiendo de la premisa donde los municipios deben ser los cohesionadores de los objetivos y metas de los diferentes colectivos ciudadanos (transportadores, comerciantes, industriales, trabajadores, etc.) para que el motor del desarrollo proporcione a todos ellos, el avance en la búsqueda de la competitividad y el logro de una vida digna para todos sus habitantes, me atrevo a plantear algunos de los más importantes retos de la nueva administración.

Analizando su programa de gobierno, inscrito en la Registraduría Municipal, observo una buena cantidad de magníficas intenciones aisladas, sin definición de políticas públicas, ni estrategias que permitan trazar una ruta para el DESARROLLO; por lo tanto este es su primer reto: La construcción de "un plan para el desarrollo" que plantee políticas no solo de corto y mediano plazo sino que abarque un tiempo mayor para que con los exiguos presupuestos se pueda desarrollar, no con soluciones mediáticas a los problemas sino con unas estrategias programadas que enruten a toda la ciudadanía al logro de las metas propuestas en cada una de las áreas de inversión. Este plan para el desarrollo solo tiene una real construcción, si se cuenta con las fuerzas vivas del municipio; en otras palabras, debe ser un plan construido participativamente, en donde todos los estamentos municipales plasmen las metas para el desarrollo municipal.

Ahora bien, con la implementación, por parte del Gobierno Nacional, del índice de pobreza multidimensional, sabemos entonces que Calarcá está por encima del promedio nacional y en eso estoy de acuerdo, lo que inmediatamente nos lleva a reflexionar sobre el elemento fundamental de la "pobreza" en nuestro municipio y no hay que ir muy lejos para determinar que es el ingreso de las familias, esto lleva a que sea el eje del plan de desarrollo y la transversalidad de las políticas, debe conllevar a generar proyectos y programas que coadyuven al ciudadano Calarqueño para el incremento de su nivel de ingresos. Conjuntamente debe hacerse la revisión del Plan Básico de Ordenamiento Territorial (PBOT) como lo ordena la Ley y esta sí que demanda una gran participación de los estamentos Calarqueños, dado que la anterior revisión hecha por el mandato que terminó, lesiona a un buen grupo de colectivos ciudadanos, entre ellos a los comerciantes y fue aprobada por el Concejo Municipal, sin el lleno de los requisitos legales; varios temas merecen importancia en su revisión; como es el caso de los planes parciales, que a pesar de que la ley 1450 los elimine, pero solo para casos especiales; siendo esta una de las herramientas más importantes para el desarrollo urbano, por eso se hace necesario elaborar un plan parcial para el centro o en su defecto dentro de la misma revisión implementar los mecanismos necesarios para que se reactive la construcción de nuevas viviendas con el menor costo en obras de infraestructura, es necesario la georeferenciación de los límites urbanos del municipio; no soy partidario de una ampliación de la zona urbana, hasta tanto no se edifique o urbanice el centro de Calarcá.

El otro aspecto para la revisión es lo correspondiente a los usos del suelo tanto en lo urbano como en lo rural y de esa forma poder trazar alrededor del uso del suelo una política económica de mediano y largo plazo. Son demasiadas las incongruencias que están en el PBOT anterior, para ser corregidas con la participación de toda la comunidad Calarqueña, como lo manda la Ley (debe ser participativa). Y el elemento que cierra este primer reto es el correspondiente al Presupuesto Municipal que debe ser analizado y aprobado con la respectiva coherencia del nuevo plan de desarrollo y la revisión del PBOT, ya que uno de sus anexos debe ser el Marco Fiscal de Mediano Plazo, instrumento que determina claramente de dónde van a provenir los recursos del municipio para la ejecución del plan de desarrollo y el PBOT.

Todo indica que la administración debe estar muy atareada planificando el trabajo (que ya debió haber comenzado) para enfrentar este primer reto. Recuerden, debe ser sumamente coherente la elaboración del plan de desarrollo, la revisión del plan básico de ordenamiento territorial y el presupuesto del municipio para que permita el logro de las metas trazadas, de lo contrario sino se planifican soluciones para Calarcá seguiremos cuesta abajo como hemos venido.

 VARIENOTAS

Luis Fernando Ortiz

No nos enfrasquemos en enumerar males; propongamos soluciones. Pongamos a trabajar nuestra mente. Somos más de 15 mil electores que estuvimos unidos y prestos a mejorar nuestras vidas. No dejemos tan abrumadora responsabilidad a una sola persona, mientras nosotros nos sentamos a quejarnos, a criticar cual plañideras. Colaboremos con la administración. Somos una democracia participativa. Participemos. Si no hacemos o proponemos nada es porque nada necesitamos.


De la administración también deben hacer parte las veredas y barrios periféricos. Ojalá una vez a la semana se despachara desde uno de esos lugares. No debemos seguir con el papel de "padre ausente"; los "hijos" se saldrán de las manos.


Escuelas, colegios y universidades deben integrarse con la comunidad; no convertirse en islas teóricas sin relación con la realidad. Inviten, como conferencistas, a negociantes, empresarios, administradores de fincas, drogadictos, recicladores, habitantes de la calle y otros miembros de la auténtica realidad. No podemos ayudar o defendernos de quien ni siquiera conocemos.

 DETRÁS DE UN CAFÉ

Víctor Manuel Echeverry Botero - VicherryLiliana Páez López

La encorvada figura de paso lento, contrasta con su jovial y contagiosa sonrisa. El bastón, amigo inseparable, soporte silencioso de sus noventa y un años apoya la bienvenida en esta tarde de lluvia donde al calor de un café, en agradable relato histórico, liga pasado y presente de la ciudad.

Víctor Manuel Echeverry Botero, "Vicherry" o "Cherry", vino de Cajamarca, allá por los años veinte del siglo pasado. Su presencia es parte viva de la historia no contada de Calarcá. La casa, erigida por su padre desde el arribo a la comarca, constituye verdadero emporio de ideas y amor, consolidado luego por Stella, su compañera por más de sesenta años, sus hijos Claudia, Víctor Elías, Gloria Stella y sus cuatro nietos.

Su infancia rodeada de saberes e inquietudes poco comunes en un niño de aquel entonces, es estimulada por un maestro de la Escuela Urbana de Varones, -Escuela Girardot- quien le enseña encuadernación como premio por su constancia en el estudio. "Aprenda un arte mijito, y aproveche porque a nadie más le voy a enseñar." Múltiples novenas, de diaria oración, a los santos de doña Elena Botero Echeverry, su mamá, se convierten en la primera obra compilada por Vicherry, entre pastas duras y letras doradas. A pesar de su notable destreza en artes y su gusto por las letras, herencia materna, no termina bachillerato en el Colegio Robledo, por revolucionario.

Atraído por libros, revistas y periódicos aprende mecánica por correspondencia, viaja a Cali en busca de trabajo en su nuevo oficio, no obstante, los hilos mágicos del destino tejen para Cherry otro camino. En la Plaza de Caicedo, su afición por la pintura lo lleva a concentrarse en carteles de propaganda de boxeo; el colorido de los dibujos, las figuras bien logradas lo capturan; un hombre observa su fijación y pregunta: ¿le interesa la propaganda? El dice: Sí. Su flaco bolsillo, su curiosidad y algunos billetes, son más fuertes. Deja los avisos y pacta pelea de boxeo que luego de 12 asaltos, termina en empate. Tiempo después viaja a Ibagué para cumplir otro compromiso boxístico; gana en el tercer asalto tras lo cual, se retira porque su mamá sufre con las marcas en su rostro. Queda registrado como primer púgil villacaciqueño invicto, sin cinturón y sin cinco.

Doña Elenita pasa horas entre fórmulas para condensar sus propias tintas en colores y matices que logra al extraer de plantas y flores y, aplica luego, en representaciones pictóricas. El joven Víctor, curioso, dedica tiempo a copiar a su mamá en lienzos y cuadros. Como otros muchachos de la ciudad, visita la Capital y se inscribe en la escuela industrial. Realiza estudios de dibujo lineal y artístico. De vuelta, contrata con valorización municipal. Proyecta planos, demarca calles y carreras, es decir, direcciona los caminos polvorientos de la villa. Traza y construye en su totalidad la casa de Guillermo Restrepo, la de Óscar y Guillermo Zapata en la calle de Fusa, y en Caicedonia, otras dos, pagadas al entregar llaves.

Adelantado a su tiempo, piensa en las necesidades ciudadanas: funda el Cuerpo de Bomberos Voluntarios de la ciudad. Consigue licencias y permisos junto con Cicerón Arbeláez, Olmedo Ortega, Jesús Restrepo (Maciste), Sergio Vega, Alfonso Henao (primer comandante), Mondragón, Uriel González, Enrique Gómez, Arturo Díaz Franco, entre otros; a falta de máquina bomberil compromete a los choferes de entonces para ayudar con el transporte en caso de emergencia. Nunca pudo apagar un incendio en la ciudad, pero sufre al enterarse, a través del radio de transistores, mientras mide una mina en Sonsón Antioquia, de la deflagración del Blanco y Rojo, café de su terruño.

Testimonio de su estampa de bombero, queda plasmada en su propia fotografía, único objeto rescatado del incendio de la foto Becerrra, donde tampoco intervino.

Funcionario en valorización municipal, profesor del colegio San José e Instituto Calarcá, primer bombero, primer excomulgado, primer boxeador, cerrajero, eléctrico pionero en instalaciones incrustadas (por correspondencia), tallador, ebanista, publicista del Teatro Quindío y mecánico es decir, feliz todero cuando se podía hacer de todo. Cuenta que la primera instalación incrustada la hizo en casa de Don Luis Rave. En ese entonces, ese servicio básico era aéreo, a la vista, por tal, le negaron el permiso para incrustar. León Almonacid, Alcalde militar, ordenó al electricista municipal Armando Gómez, presentarse o de lo contrario sería conducido a la fuerza, vivo o muerto, para realizar la instalación. Vicherry, inició con ese evento, moderna etapa de energía por ductos.

Excomulgado dos veces por la iglesia. Aún hoy no sabe la razón. Cuenta que el Padre Alzate, su amigo personal, indagó los motivos de tan grave sanción pero nunca obtuvo respuesta.

El mismo Presbítero Alzate o "Pate gato”, a las cinco a.m., en fría mañana de 1950, lo casa diciendo: "aunque ateo casémoslo".

Poco después de la muerte de Jorge Eliécer Gaitán, Alzate, Párroco de San José, se acerca a su oficina en valorización, lo pone a escoger entre revólver o pistola. Vicherry con asombro indaga. El padre responde: "usted es blanco fácil porque además de excomulgado, es liberal, y debe cuidarse". Pasan seis meses, Víctor visita al Curita para entregar el revólver. El padre sonriente contesta: "¡si existen ateos honrados!"

Víctor Echeverry Botero, hombre bueno, abiertamente confiesa haber tomado traguito, nunca ha fumado ni ha jugado un peso. Su humildad y sencillez, no dan lugar a acciones mezquinas. Hablar con Vicherry, contarse entre sus amigos, es un honor; su permanente sonrisa conjuga sinceridad, sencillez, dulzura y positivismo.

El café a punto de terminar, testigo de esta historia, enmarca la ciudad de hace noventa años cuando su inteligencia superior lo convirtió sin saberlo en revolucionario y ateo.

Este autodidacta, no termina de aprender. Su casa - museo, abierta a sus amigos. Su biblioteca, tallas, cuadros, el caballete con óleo aún fresco, dan fe de constancia y perseverancia. Su vida y obra inéditas son testimonio de gratitud por esta tierra desde aquella tarde de 1923 cuando la espalda de Juan de Dios, carguero de cordillera, lo baja de la silleta, para enclavarlo por siempre a la heredad que lo cautiva tan pronto su pie descalzó se confunde con el polvo cálido de la carrera 24 con calle 37 esquina.
 CONTACTO

Con el ánimo de estar más cerca de ustedes, hemos implementado el siguiente formulario para darles oportunidad de compartir ideas, actividades y acciones en favor de nuestra amada Villa.

Su nombre :
Su correo-e:
Lugar donde se encuentra:
Su comentario:

 EDICIONES ANTERIORES
30-ene-06 | 15-feb-06 | 28-feb-06 | 12-mar-06 | 30-mar-06 | 15-abr-06 | 30-abr-06 | 15-may-06 | 31-may-06 | 30-jun-06 | 30-jul-06 | 15-ago-06 | 31-ago-06 | 15-sep-06 | 30-sep-06 | 15-oct-06 | 31-oct-06 | 15-nov-06 | 30-nov-06 | 15-ene-07 | 31-ene-07 | 15-mar-07 | 31-mar-07 | 15-abr-07 | 30-abr-07 | 30-may-07 | 30-jun-07 | 30-jul-07 | 30-ago-07 | 15-sep-07 | 30-sep-07 | 15-oct-07 | 31-oct-07 | 30-nov-07 | 31-dic-07 | 31-ene-08 | 29-feb-08 | 31-mar-08 | 30-abr-08 | 31-may-08 | 15-jun-08 | 30-jun-08 | 31-jul-08 | 31-ago-08 | 15-sep-08 | 30-sep-08 | 30-oct-08 | 30-nov-08 | 01-ene-09 | 01-feb-09 | 01-mar-09 | 01-jun-09 | 01-jul-09 | 01-ago-09 | 01-sep-09 | 01-oct-09 | 01-nov-09 | 01-dic-09 | 01-ene-10 | 01-feb-10 | 01-mar-10 | 01-abr-10 | 01-may-10 | 01-jun-10 | 01-jul-10 | 01-ago-10 | 01-sep-10 | 15-sep-10 | 30-sep-10 | 15-oct-10 | 31-oct-10 | 15-nov-10 | 30-nov-10 | 31-dic-10 | 31-ene-11 | 28-feb-11 | 31-mar-11 | 30-abr-11 | 31-may-11 | 15-jun-11 | 30-jun-11 | 15-jul-11 | 31-jul-11 | 31-ago-11 | 30-sep-11 | 15-oct-11 | 31-oct-11 | 30-nov-11 | 31-dic-11 |

Quédate en Calarcá

Regresar a la página principal      Escríbanos su comentario.      Lea y/o firme el Libro de Visitas
 
IMÁGENES CALARQUEÑAS
Nuevas Imágenes
YIPAO
MONUMENTO AL CACIQUE
Agrandar imagen.

Ubicado en el Barrio La Huerta.