Logotipo calarca.net

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 
Inicio     Escríbanos sus inquietudes    Lea nuestro Libro de VisitasCompartir esta página en FacebookRecomendar en Twitter

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

 ¿MES DE LOS NIÑOS? ¿DÍA DE LOS NIÑOS?

Manuel Gómez SabogalPor Manuel Gómez Sabogal. (manuelgomez1a@gmail.com)

Fiestas para los niños, mes de los niños, día de los niños. En empresas, familias, amigos, se organizan fiestas para que los niños se diviertan (aquellos que pueden). Disfraces para los niños, juegos, dulces, pasteles, pero hay algo que no entiendo.

Mientras más fiestas, más peligros, más suicidios, abusos, asesinatos. Lo curioso es que en este país, no se quieren los niños.

¡Qué tristeza! En este país, los niños poco importan. Los violan, los matan, los descuartizan y como si nada ocurriera. Balas perdidas, balas dirigidas, balas a los niños.

Secuestros, miseria y películas que nos ponen los pelos de punta. Vemos escenas terribles en televisión y nada nos conmueve. Somos indolentes totales.

En este país, parece que los niños no existen. Aquí, nada vale. Nada interesa. Niños por las calles, niños en las esquinas, niños haciendo piruetas, niños pidiendo limosna, niños lavando carros, niños...

Niños que son maltratados, niños que trabajan, niños que sufren, niños que mueren. A nadie le importa.

Abusos a diario, golpizas sin fundamento, marcas, quemados, accidentados, ahogados, asfixiados. No sé, pero siempre hay malas noticias sobre los niños en este país.

Niños que llevan al hospital y no los atienden, porque no tienen cita, no tienen papeles, no tienen sisbén, no tienen EPS y si la tienen está vencida. Niños que mueren en la puerta del hospital, porque no hay una camilla, no hay un médico. No hay sentimientos.

¿Por qué? ¿Hasta cuándo? Este país necesita remedios rápidamente. Este país está en cuidados intensivos, porque aquí los niños no son importantes. Aquí, nada pasa con los niños.

Este país convulsionado, enfermo, lleno de calamidades, no cree en los pequeños. Y los pequeños mueren sin darse cuenta para qué vienen al mundo. No alcanzan a jugar, a distraerse, a soñar, a vivir.

Mientras en otros países los niños son prioridad (Nueva Zelanda, Australia) mientras en otros países los niños son importantes y son beneficiados con muchas cosas, aquí, en Colombia, los niños nada interesan. No representan absolutamente nada. Y cierro esta nota con un claro ejemplo:

DESPIDEN NIÑOS LUEGO DE SER ASESINADOS EN ANTIOQUIA (EL TIEMPO, JUEVES 11 DE OCTUBRE DE 2012)

"No tengo alas para ir al cielo, pero sí tengo palabras para decirte que te amo".

Esta fue una de las últimas frases que escribieron los dos hermanos asesinados a golpes el pasado sábado en la vereda Ajizal del municipio de Itagüí.

El poema tenía un destinatario: "Eres el mejor hombre y padre del mundo, por eso te dedico este poema". Al recordar las dulces palabras Wilson Alberto Echeverri -padre de la niña de 10 años y del niño de 11-, mandó su mano al rostro: "No entendemos por qué les hicieron eso, no tenemos enemigos". Fue él y su esposa, Janeth Pineda quienes los hallaron sin vida en la misma cama donde habían pasado la noche: "Ellos siempre permanecían solos, por nuestros trabajos.

Los sábados se levantaban a las ocho de la mañana, arreglaban la casa y luego iban a la catequesis, pues estaban por hacer la primera comunión", explicó Janeth.

Lo más duro para la madre es que hoy su hijo mayor cumpliría 12 años y en vez de llevarle una torta y darle el feliz cumpleaños, pondrá flores a una fría tumba.

 OTROS ARTÍCULOS DEL MISMO AUTOR
¿Por qué las buenas noticias, no son noticia? | Gracias por la música | Una grata sorpresa | Nunca mires hacia atrás | Didier Drogba, un gran ser humano | Un día perfecto | Los medios son así | Abuelo, cuéntame una historia | Que roben poquito | El monstrumento en Armenia | Gracias por la música, John Jairo | ¡Por aquí no vuelvo! | ¡Otra vez, navidad! | Otro diciembre... | Me gustan los estudiantes | ¿Cómo se apaga? | Un miserable presidente | ¡Me lancé al concejo! | ¡No más! | El tren fantasma | ¡No atropellen, no abusen! | ¿Cómo celebramos? | Lo mismo de siempre... ¡y qué! | Padres, hijos, afecto... | El niño y el despecho | ¿Qué necesita la ciudad de Armenia? | Ya perdimos el año | ¿Por qué los abrazos? | La Caja del Amor | "Pecoso" Castro | ¡Qué hermosa noche! | Protagonistas de nuestra vergüenza | Los ruidosos bateristas | Vivencias en la U. | Sicario y drogadicto | ¡Se robaron la puerta...! | Los tiempos han cambiado | ¡Qué vergüenza de "honorables"! | Aprendamos lo bueno | Un viaje en silencio | El hijo de Pedrito | No hice la tarea | Eso no es periodismo | Un Quindío que no parece equipo de fútbol | Día de la familia | Amar es más difícil que matar | Los políticos aprovechan todo | Da mucha risa | Optimismo e intolerancia | Ya llega el circo | Maldita violencia | Los niños y los jóvenes no son culpables | Toque de queda | ¡Qué pena del doctor! | Enamorado de la vida | Una espina más para "La Vendedora de Rosas" | Lo mejor del mundo, para ti | A corazón abieto | Alegría de vivir | Aquí no pasa nada | El soldado y la guerrillera | Las miserables piramides en Colombia | Una Feria Empresarial Diferente | Los niños, siempre los niños | Los Amigos | Un joyero y seis muñecas | No queremos prostitutas en los medios | Visitación | Violencia genera violencia | El cumpleaños de mi hijo | Adiós a una madre | La Vendedora de Rosas | Los Abrazos | ¿Y dónde está el amor? | Solidaridad | Luces de Navidad | Estar ahí | ¿Por qué el afecto? | ¡Padres Irresponsables! | ¿Amor y amistad? | ¿Equipo laboratorio? | El ascensor | ¡Una marcha contra el secuestro! | ¡La miserable envidia todo lo puede! | Gracias, querido viejo | Jóvenes en la U | Colombia | La Semana Santa se fue | Una Llamada | La Tumba de Gardeazábal | Religión | Gente buena | En busca del tesoro perdido | Decoración en Navidad | Los niños y la pólvora | El por qué de la vida | No te metas en mi vida | Hay quienes... | Los amigos también se enferman | Amor y Amistad | Las Visitas | ¡No Tengo Tiempo! | Pecado | Juventud, divino tesoro | Día del padre | La fiebre por las marcas | ¡Una Reflexión! | Día de la madre | Juegos Prohibidos | La Amistad | El Bus | Subsisdios no reclamados | En el día de la mujer | El Retrovisor y el panorámico | Tengo una ilusión | Iniciar clases | Medios y Educación | Sexo | ¡Navidad en Paz! | Acuerdo Humanitario | Fiestas de Armenia | ¡Y nada pasó! | El Consejo Superior | Mario Mendoza en el Instituto Calarcá
 

Quédate en Calarcá

Inicio        Escríbanos        Lea nuestro Libro de Visitas Compartir esta página en FacebookRecomendar en Twitter
 
YIPAO
IMÁGENES CALARQUEÑAS
Imágenes Calarqueñas
MONUMENTO AL CACIQUE
Ver Monumento al Cacique Calarcá

Ubicado en el Barrio La Huerta.