Cargando...
Logotipo calarca.net

TESORO QUIMBAYA

Logotipo calarca.net
Buscar dentro de calarca.net usando:
Inicio » Tesoro Quimbaya » Palabras del ponente
PALABRAS DEL DOCTOR JULIO ERNESTO OSPINA GÓMEZ

Apreciados amigos:

De los datos históricos que han rodeado la obra maestra del patrimonio orfebre de la cultura prehispánica, como ha sido calificado por expertos al Tesoro de los Quimbayas, no me ocuparé en estas líneas, ya que nos acompañan esta tarde personalidades de la más reconocida erudición en el tema, que no solamente conocen su historia, sino que también, lo han dado a conocer a través de escritos, ensayos, libros, editoriales, han efectuado foros y conferencias, y que con lujo de competencia han realizado gestiones a fin de obtener un resultado positivo al anhelo de tal vez la causa colectiva más importante, después de la gesta independentista que dio lugar a la creación del departamento.

Permítanme sí, hacer un reconocimiento público a la primera persona que en nuestro departamento hizo mención de tal circunstancia, como quiera que siendo periodista y en pleno ejercicio de su profesión escribió en un medio local sobre la urgencia de unir voluntades en el afán de recuperar para la región el Tesoro de los Quimbayas, y posteriormente, siendo director de Fomento y Turismo del municipio de Armenia, en la Alcaldía del Doctor César Hoyos Salazar, enviaron solicitud al gobierno y a la monarquía española. Hablo del historiador, profesor universitario y periodista Miguel Ángel Rojas Arias, aquí presente.

A través de esta ordenanza —que sea oportuno expresarlo hoy, recibí el apoyo con el mayor entusiasmo y compromiso del plénum de la Corporación— queremos hacer un aporte a tantos otros de los ya efectuados por muchos de los asistentes a este acto solemne, que conduzca a la obtención favorable de la propuesta. Este es un eslabón más de la cadena que debemos confeccionar a fin de consolidar el gran anhelo de los quindianos, que algún día, más temprano que tarde, el gran patrimonio cultural de la nación El Tesoro de los Quimbayas, sea devuelto al departamento, del que nunca debió salir.

Esta causa que titánicamente han ejercido la Academia Quindiana de Historia, a través de sus miembros como la reseñada anteriormente descrita por el periodista y escritor Miguel Ángel Rojas Arias, La Crónica del Quindío mediante publicaciones especiales de varios historiadores y antropólogos quindianos y artículos del periodista Alejandro Vallejo, al igual las tareas sin descanso que ha ejercido el Doctor Jaime Lopera Gutiérrez, Presidente de la misma, el Doctor César Hoyos Salazar, siendo Alcalde de Armenia, el doctor Hugo Palacios Mejía, como ministro de Estado y Director del Banco de la República, el Doctor Belisario Betancur Cuartas, como Presidente de Colombia, y tantos otros quijotes de nuestro terruño que han mostrado su amor por los propósitos colectivos, y últimamente, todas las Academias de Historia y Archivo de los demás departamentos del país, quienes recientemente aprobaron una proposición en el marco de la 8ª. Conferencia reunida en Tunja, pueden contar con este instrumento, que sin duda alguna fortalecerá la solicitud ante el gobierno tenedor del patrimonio cultural.

Tienen ustedes miembros de la Comisión una gran tarea, la que queremos hacer una tarea de todos.

En este acto administrativo, Ordenanza número 0015 del 25 de julio de 2005, que crea una Comisión del más alto nivel integrada por la sociedad civil quindiana, las organizaciones que velan por el patrimonio cultural del departamento y por la Secretaría de Cultura y Turismo del Departamento, encontrarán ustedes, que la cruzada tendiente a obtener que el Gobierno y la Monarquía Española devuelvan el tesoro, se constituye en política pública departamental, que trascienda los períodos de los gobernadores, y además, que será un objetivo institucional del Quindío.

Adicionalmente, la ordenanza faculta a la Comisión para que dentro del marco legal pueda arbitrar los mecanismos que sean necesarios a fin de recuperar y repatriar todas las piezas de nuestro patrimonio cultural que hoy se encuentran en museos del mundo, e incluso, en manos de coleccionistas particulares internacionales. Toda nuestra riqueza prehispánica debe volver al Quindío.

Esta causa es, Doctor Jaime Lopera, la causa que usted reclamaba con sobrada razón en el ensayo "Claves para el Nuevo Quindío", publicado en el libro "El Quindío Socio—Cultural y Perspectivas" por el Periodista Editor Jairo Olaya Rodríguez en 1991, cuando decía: "En fin, los quindianos no tenemos una causa y ello nos vuelve frágiles y erráticos en nuestras aspiraciones.", y agregaba: "No tenemos todavía un proyecto común de aspiraciones, de realizaciones y deseos que nos permita consolidar nuestra razón de estar en el mundo". Yo creo que sí, esta es la causa de la Quindianidad. Es la mejor oportunidad para repensar el departamento, para estructurar la integración de voluntades, para generar las oportunidades que reclaman los conciudadanos, para rescatar aquellas virtudes que nos han sido esquivas, para remover los corazones de tanto quindiano desorientado, para despertar la dirigencia en la defensa de los intereses generales, para provocar en las nuevas generaciones alicientes superiores que permitan su desarrollo y consecuencialmente, el de la región. En fin, cruzadas como estas, permitirán sin duda alguna que la unidad no solo la obtengamos para reclamar lo que es nuestro del gobierno español, sino también, para que a través de este ejercicio inmenso y sin tregua, permita las grandes posibilidades para toda la comunidad del departamento.

Efectivamente, quienes consideramos que la creación de nuestro departamento se ha constituido como la más colosal proeza lograda por el pueblo quindiano, ahora tenemos la más importante causa común que nos permita la unidad, civilidad, pertenencia, identidad necesarias, que nos devuelva la confianza y el liderazgo en nosotros mismos, y que con la ayuda de Dios, nos dé el resultado que todo el departamento espera.

La prensa regional y la nacional desarrollarán sin duda alguna un papel de principal importancia, por que serán los medios de comunicación los conductores de las acciones del Comité, y en una gran instrumentación de mundo globalizado, España entienda que debe proceder a la entrega de tan preciado tesoro.

Sueño con que todos los quindianos y colombianos en nuestro país o fuera de él, exhibiendo distintivos especiales le indiquen al mundo y específicamente a España, que nos regresen nuestro patrimonio cultural.

Agradezco a la Señora Gobernadora en nombre de todos los quindianos, el gesto que ha tenido con la iniciativa por mí presentada, de acompañar y sancionar el proyecto y así mismo, socializarlo en el marco de la celebración del día del Patrimonio Cultural de la Nación.

Esperamos confiados, que en el presupuesto departamental para la vigencia de 2006, se reflejen recursos con los cuales se puedan atender todas las acciones que deban ejecutarse en cumplimiento de la ordenanza, y reiterarle mi deseo de seguir contribuyendo a todos los proyectos e iniciativas que apunten al desarrollo cultural, turístico, social y económico del departamento.

Muchas gracias, doctores Hugo Gómez Gómez, Helio Martínez Márquez, por su aceptación y compromiso.

Muchas Gracias

Julio Ernesto Ospina Gómez
Diputado Departamento del Quindío
Armenia, 28 de septiembre del 2005

Cacique sentado Cacique de oro del Tesoro de los Quimbayas que aparece sentado en un taburete, signo de poder. Lleva colgado del cuello un recipiente en forma de calabaza, que se supone contenía la cal usada al mascar hojas de coca, cuyo uso solía ser ceremonial. Colombia (200-1000 d.C.)
Recipiente Antropomorfo Recipiente antropomorfo de oro con tapadera en forma de serpiente cuya cabeza, rematada por un cabujón, debió tener una esmeralda. Los huecos del rostro del cacique contuvieron incrustaciones, probablemente de piedras semipreciosas o conchas, que simulaban pintura facial. Colombia, Tesoro de los Quimbayas (200-1000 d.C.)
OTROS DOCUMENTOS SOBRE EL TESORO QUIMBAYA

El Tesoro de los Quimbayas, antecedentes e historia.

Justa repatriación del Tesoro Quimbaya, y lo que significa la reparación del expolio de los bienes arqueológicos que descansan en museos del extranjero.

Carta al Ministerio de Cultura proponiendo otros argumentos con miras a proseguir en el empeño de ver el Tesoro Quimbaya en Colombia.

Ordenanza Nro. 0015 del 25 de julio del 2005, por medio de la cual se crea una comisión de alto nivel para la sensibilización, recuperación y repatriación del Tesoro Quimbaya, que constituye patrimonio cultural de la nación y se dictan otras disposiciones.

Resolución del octavo Congreso Nacional de Academias de Historia, por medio de la cual el mundo académico se une al justo reclamo que se hace en favor de la repatriación del famoso Tesoro Quimbaya que reposa en el Museo de Madrid desde hace 110 años.

Carta al Senado acusando recibo de la comunicación del 28 de marzo del 2005, firmada por el Secretario Privado de la Presidencia del Senado, Dr. César Serna Ramírez, quien anuncia que la competencia por este asunto será asumida por la Comisión Segunda de esa Corporación.

Carta al Dr. Andrés Pastrana pidiéndole ubicar y configurar los procedimientos formales para la reclamación de una parte del Tesoro de los Quimbayas, actualmente en los Estados Unidos.