Regresar a la página principal      Escríbanos, sus sugerencias serán atendidas.      Lea y/o firme nuestro Libro de Visitas

Circula quincenalmente a través de cafeterías, restaurantes y establecimientos similares de Calarcá.
 EDITORIAL: A CABALLO REGALADO...

UNA ANCHETA MUY COSTOSA

En Calarcá hay razones para creer que es mejor mirarle el colmillo al caballo regalado. Caso uno: la Corporación Clínica Trascender, entidad privada de iniciativa ciudadana, ligada al afecto de los calarqueños por ser el hogar de personas relegadas al olvido social (caso Ever Alonso, antiguo “chococono” y Stellita, la ex -“tongolele”), ha venido cumpliendo su labor abnegada sin buscar ni esperar aportes del estado. Algunas personas que creen en el trabajo que allí se cumple, son solidarias con su gestora, y colaboran de diversas formas, con diferentes recursos, para sostener la entidad en condiciones de funcionamiento dignas. Y la verdad es que visitar sus instalaciones es siempre una experiencia estimulante.

Hace pocos días, en ausencia de su directora, funcionarios de la Gobernación del Quindío, dejaron en la sede de la Clínica, ¡oh, sorpresa!, una sencilla ancheta con algunos comestibles que fueron consumidos por los pacientes. De inmediato, la Gobernación emitió un boletín informativo acompañado de una fotografía extemporánea, donde da a entender que ejerce un generoso padrinazgo con la Clínica, suministrándole en forma permanente todo lo imaginable. Acto seguido, el diario La Crónica del Quindío, publicó el boletín, dando como cierto lo que allí se afirmaba. Resultado: los eventuales lectores y los cooperantes desprevenidos, pueden pensar que Trascender existe y funciona por gracia de la Gobernación y que seguramente ya no necesita de colaboración alguna. Conclusión: ¡ojo con los costosos regalos de la Gobernación!

COOPERACIÓN ALEMANA

Caso dos: La Agencia de Cooperación Alemana (GTZ), dependencia oficial del gobierno alemán de rango ministerial, desarrolla sus programas en Colombia bajo la consigna de apostarle más a la paz que a la guerra. Loable empeño. En Calarcá, la GTZ, tras los destrozos del terremoto del 1999, asumió la reconstrucción del casco urbano del corregimiento de Quebradanegra, ocasión en la que, luego de algunos imprevistos técnicos, la comunidad pudo contar con viviendas y edificaciones públicas pulcras. Hasta ahí, todo bien. Nuestra perdurable gratitud.

No obstante, de unos años para acá, la GTZ, obedeciendo quizás a algún lineamiento trazado por académicos de alto vuelo que ven nuestra realidad a través de filtros muy particulares, decidió invertir gran parte de los recursos asignados al País y a la región, en una estrategia propia de fortalecimiento de la gobernabilidad de las administraciones locales, regionales y nacional, basada en el supuesto de que el conflicto colombiano se origina en la debilidad de la institucionalidad democrática. Se trata de un esquema de participación ciudadana, extraño al previsto por el ordenamiento legal vigente, que comprende programas como presupuestos participativos y rendición de cuentas de los gobiernos. Además, GTZ convocó hace más de un año en Calarcá, a diferentes personas y organizaciones para construir en forma colectiva un ambicioso proyecto integral para beneficio de la juventud local, a la cual asistimos y aportamos, entusiastas. Ahí comienza lo no tan bueno.

MANIPULACIÓN COFINANCIADA

Resultados a la vista de tales estrategias: Primero, legitimación artificial de gobiernos locales, ineptos y politiqueros, que aprovechan la desinformación, la ingenuidad, la falta de organizaciones e instancias de participación, preparadas y operativas, para hacer de los dichosos presupuestos y rendiciones de cuentas, eventos publicitarios, cofinanciados con recursos de los contribuyentes alemanes. Dos más de los ingeniosos mecanismos para manipular opinión, con los cuales se presentan cifras sometidas a toda clase de cirugías estéticas y se induce a creer que la comunidad incide en decisiones administrativas trascendentales. Segundo, dispersión del precario ejercicio participativo: se desconocen o se menosprecian los escenarios permanentes de participación, previstos en el ordenamiento constitucional y jurídico (más de treinta, entre consejos de planeación, de juventud, de educación, salud, desarrollo rural, etc., etc.), por cuenta de mecanismos improvisados que no fortalecen la participación democrática calificada y sostenida, fáciles de acomodar como tarima politiquera a favor del gobernante de turno.

OTRA FRUSTRACIÓN

Además, el trajinado proyecto integral para la juventud de Calarcá, tiende a diluirse en frustradas expectativas. Las innumerables reuniones de GTZ y administración municipal (de las cuales se excluyeron los sectores críticos) con nuestros muchachos del área urbana y rural, incluyendo Barcelona, siempre con el señuelo de un almuerzo o un refrigerio, no han conducido sino al desgaste de credibilidad en procesos que cada vez se parecen más a otros de ingrata recordación. Las tímidas intervenciones en micro-proyectos juveniles localizados o la parafernalia de presupuestos y rendiciones de cuentas, no explican y menos justifican, el equipo de costosos asesores, desplazamientos aéreos y viáticos, presentados seguramente como rubros de inversión en la pobre y abusada comunidad calarqueña, acompañados de lujosos informes dirigidos a incautos de los dos países.

Con todo respeto y consideración por el bien intencionado gobierno alemán; para una comunidad agobiada por la peor crisis de subsistencia material de su historia, asediada por prácticas públicas oscuras e ineficaces en la solución de nuestras lacras sociales y urgida de resultados tangibles, no parecen bien invertidos sus fondos de cooperación. Conclusión: Otro colmillo que debemos mirar ...

SIN COMENTARIOS

Caso tres: la remodelación de nuestro parque-plaza de Bolívar. Sobre tan dudoso obsequio de la Gobernadora, sobran los comentarios. Insistimos, es conveniente hacia el futuro, mirar muy bien la dentadura del caballo, antes de recibirlo.
 NOTAS CIUDADANAS: ¿CABILDO INDÍGENA EN CALARCÁ?

A falta de información objetiva, la proyectada adquisición del predio La Samaria, en cercanías de Quebradanegra, por parte de una comunidad indígena, etnia Embera-Chamí, se ha convertido en intrincado conflicto de intereses que merece ser conocido por todos.

Los hechos, de acuerdo con versiones obtenidas de diversas fuentes, son estos: hace varios años existe en el Quindío un cabildo indígena perteneciente a la etnia citada, con el debido reconocimiento oficial. Su liderazgo lo ejerce una persona que no despierta simpatía en varios sectores. Por gestión propia, accediendo a recursos del Ministerio del Interior y de Justicia, previstos en forma específica para estas comunidades, el cabildo logró una asignación destinada a adquirir un predio para su asentamiento y explotación productiva. Ofrecida la finca La Samaria, a los indígenas, estos han manifestado interés por concretar su compra para realizar un proyecto agroturístico que beneficiaría en forma directa a cuarenta familias. Sin embargo, tanto la administración municipal de Calarcá como el gobierno departamental, han expresado su oposición al proyecto movilizando organizaciones campesinas en su contra.

Las razones que aducen pueden resumirse así:

  • El predio está sobrevalorado; no tiene desarrollo agropecuario y llevaría varios años lograrlo. Además, está por encima de la cota máxima de altura aconsejable.

  • La comunidad Embera-Chamí, residente en el Quindío, no tiene tradición de trabajo rural, ni actitud laboriosa; tampoco raigambre social con la región.

  • Si bien disponen de recursos para la adquisición, carecen de ellos para el desarrollo del predio y para el sostenimiento material de las familias; esto daría origen a una difícil situación social y de seguridad, que tendrían que encarar las administraciones local y seccional.

  • La previsible demanda de servicios educativos, de salud, vivienda, vías, servicios públicos, etc. implicaría inversión de recursos, cada día más difíciles de obtener, por parte de las mismas administraciones.

  • No es justo que comunidades extrañas al municipio dispongan de recursos para adquirir predios, cuando organizaciones campesinas con tradición y pertenencia no los pueden obtener.

  • La zona donde se ubica el predio ha sido influida durante años por un frente de la insurgencia armada.

  • La extensión útil de la propiedad es insuficiente para albergar la población prevista, en términos productivos.

Ahora conozcamos los argumentos de quienes defienden la viabilidad del proyecto:

  • Ante todo, se trata de una comunidad de colombianos, amparados por leyes anti-discriminatorias, que gozan de plena libertad para establecerse donde les plazca.

  • Aunque es conveniente concertar con las administraciones local y seccional, prevalecen los derechos fundamentales amparados por la Constitución Nacional.

  • No es razonable que mientras el País sufre los trágicos efectos de la exclusión social, de la intolerancia y de los abismos sociales, aquí nos incomodemos por la presencia pacífica de un grupo de indígenas.

  • Parece un mal chiste que un municipio que se apropió del nombre de un cacique aborigen, resulte ahora discriminando a descendientes de indígenas.

  • El proyecto tendría otras líneas de financiación, gestionables en forma paralela con sus etapas de ejecución y sería un atractivo turístico que reportaría beneficios para Calarcá y la región; es sostenible en términos económicos; tendría también acompañamiento de las organizaciones indígenas y del Ministerio del Interior.

  • Los recursos que se invertirían, son diferentes a los administrados por el INCODER para comunidades campesinas.

  • Es un buen negocio para todas las partes.

Expuestas las dos posiciones, usted, lector, dispone de elementos de juicio para construir su propia opinión. Extraña el silencio de los partidos políticos locales, en especial el del Polo Democrático. ¿Se trata de un caso insólito de discriminación racial o de clase socioeconómica desde el poder oficial?, ¿se manifiestan nuestras mandatarias con el mismo vigor, cuando las compras se realizan con dineros de oscura procedencia? Una sugerencia antes de tomar partido por uno de los bandos, paso que seguramente no han cumplido algunos de los furibundos opositores: consultemos el espejo.
 NOTAS URBANAS: COLECTIVOS A ARMENIA

No obstante el acopio de temas ciudadanos de actualidad, no podíamos dejar de referirnos a la forma simplemente infame como se ha tratado a la comunidad calarqueña y de Armenia, usuaria del sistema de transporte colectivo entre las dos ciudades. Ninguna excusa tiene el desprecio absoluto que han merecido los ciudadanos perjudicados por las restricciones aplicadas al ingreso de estos vehículos a la capital del Departamento. Los sobrecostos, incomodidades y pérdida de tiempo que producirá la ofensiva ineptitud de los funcionarios responsables de la medida, son inauditos. Sólo la debilidad de nuestra administración local frente a la defensa de los intereses del municipio, explica el abuso del gobierno de Armenia, cuya frase publicitaria reza: ¡Armenia, con sentido social!!!???

 ESCRITORES UNIVERSALES: ORHAM PAMUK, PREMIO NÓBEL DE LITERATURA 2006

El escritor Orhan Pamuk ha obtenido el premio Nóbel de literatura del presente año. “Sólo deseo ser un escritor libre”, ha dicho con frecuencia este turco nacido en la legendaria Estambul, el 7 de junio de 1.952. Hijo de una familia acomodada, estudió arquitectura antes de dedicarse a escribir, y se licenció en periodismo aunque nunca ejerció. Durante cuatro años (1985-1988) vivió en Nueva York; fue profesor de la Universidad de Columbia.

Su primera novela se publicó en 1982; pero el reconocimiento internacional, con la novela El astrólogo y el sultán, sólo llegó tres años después. En 1998 publicó Me llamo Rojo, obra consagratoria, ambientada en la Estambul del siglo XVI. En enero pasado se le archivó una causa pendiente por comentarios sobre la muerte de kurdos y armenios a manos de los turcos en 1915.

La Academia Sueca, destaca “La búsqueda del alma melancólica de su ciudad natal, que ha descubierto nuevos símbolos para el choque y el entrelazamiento entre las culturas”.


A continuación reproducimos parte del primer capítulo de su última novela: Nieve.

Inmediatamente después de que el autobús se pusiera en marcha el viajero sentado junto a la ventana abrió bien los ojos esperando ver algo nuevo y, mientras contemplaba los suburbios de Erzurum, sus pequeñísimos y pobres colmados, sus hornos de pan y el interior de sus mugrientos cafés, la nieve comenzó a caer lentamente. Los copos eran más grandes y tenían más fuerza que los de la nieve que le había acompañado a lo largo de todo el viaje de Estambul a Erzurum. Si el viajero que se sentaba junto a la ventana no hubiera estado tan cansado del viaje y hubiera prestado un poco más de atención a los enormes copos que descendían del cielo como plumas, quizá hubiera podido sentir la fuerte tormenta de nieve que se acercaba y quizá, comprendiendo desde el principio que había iniciado un viaje que cambiaría toda su vida, habría podido volver atrás.

Pero volver atrás era algo que ni se le pasaba por la cabeza en ese momento. Con la mirada clavada en el cielo, que se veía más luminoso que la tierra según caía la noche, no consideraba los copos cada vez más grandes que esparcía el viento como signos de un desastre que se aproximaba sino como señales de que por fin habían regresado la felicidad y la pureza de los días de su infancia.

El viajero sentado junto a la ventana había vuelto a Estambul, la ciudad donde había vivido sus años de niñez y felicidad, una semana antes por primera vez después de doce años de ausencia a causa del fallecimiento de su madre; se había quedado allí cuatro días y había partido en aquel inesperado viaje a Kars. Sentía que la extraordinaria belleza de la nieve que caía le provocaba más alegría incluso que la visión de Estambul años después. Era poeta, y en un poema escrito años atrás y muy poco conocido por los lectores turcos había dicho que a lo largo de nuestra vida sólo nieva una vez en nuestros sueños.

Mientras la nieve caía pausadamente y en silencio, como nieva en los sueños, el viajero sentado junto a la ventana se purificó con los sentimientos de inocencia y sencillez que llevaba años buscando con pasión y creyó optimistamente que podría sentirse en casa en este mundo. Poco después hizo algo que llevaba mucho tiempo sin hacer y que ni siquiera se le habría ocurrido y se quedó dormido en el asiento.

Demos cierta información sobre él en voz baja aprovechándonos de que se ha dormido. Llevaba doce años viviendo en Alemania como exiliado político aunque nunca se había interesado demasiado por la política. Su verdadera pasión, lo que ocupaba todos sus pensamientos, era la poesía. Tenía cuarenta y dos años, estaba soltero y nunca se había casado. Acurrucado en el asiento no se le notaba, pero era bastante alto para ser turco y tenía la piel clara, que habría de palidecer aún más durante aquel viaje, y el pelo castaño. Era un hombre tímido a quien le gustaba la soledad.

 POETINTOS ANTERIORES
Volumen 1, Nº 36 1-oct-06
Volumen 1, Nº 35 15-sep-06
Volumen 1, Nº 34 1-sep-06
Volumen 1, Nº 33 15-ago-06
Volumen 1, Nº 32 1-ago-06
Volumen 1, Nº 31 15-jul-06
Volumen 1, Nº 30 1-jul-06
Volumen 1, Nº 29 15-jun-06
Volumen 1, Nº 28 1-jun-06
Volumen 1, Nº 27 15-may-06
Volumen 1, Nº 26 1-may-06
Volumen 1, Nº 25 15-abr-06
Volumen 1, Nº 24 1-abr-06
Volumen 1, Nº 23 15-mar-06
Volumen 1, Nº 22 1-mar-06
Volumen 1, Nº 21 15-feb-06
Volumen 1, Nº 20 1-feb-06
Volumen 1, Nº 19 15-ene-06
Volumen 1, Nº 18 1-ene-06
Volumen 1, Nº 17 15-dic-05
Volumen 1, Nº 16 1-dic-05
Volumen 1, Nº 15 15-nov-05
Volumen 1, Nº 14 1-nov-05
Volumen 1, Nº 13 15-oct-05
Volumen 1, Nº 12 15-sep-05
Volumen 1, Nº 11 1-sep-05
Volumen 1, Nº 10 15-ago-05
Volumen 1, Nº 9 1-ago-05
Volumen 1, Nº 8 15-jul-05
Volumen 1, Nº 7 1-jul-05
Volumen 1, Nº 6 15-jun-05
Volumen 1, Nº 5 1-jun-05
Volumen 1, Nº 4 15-may-05
Volumen 1, Nº 3 1-may-05
Volumen 1, Nº 2 15-abr-05
Volumen 1, Nº 1 1-abr-05

Regresar a la página principal      Escríbanos su comentario.      Lea y/o firme el Libro de Visitas
Una publicación de CALARCARIÑO
Tel. 7427735
Buzón: poetintos@gmail.com
Editor: Hugo Hernán Aparicio R.
IMÁGENES CALARQUEÑAS
Nuevas Imágenes
"YIPAO 2006"
"YIPAO 2006"
ALUMBRADO 2005
Ver Alumbrado
MONUMENTO AL CACIQUE
Agrandar imagen.

Ubicado en el Barrio La Huerta. Postal calarqueña, regalo a nuestros visitantes. ¿Saben quién es su autor? Esperamos sus respuestas.